Para unos hábitos dietéticos saludables hay que tener una alimentación equilibrada, conocer los alimentos, sus propiedades, su aporte calórico, y conocer los beneficios y perjuicios que provocaría ingerirlos en mayor o menor cantidad.

Al encontrarse mejor, tras una larga enfermedad, aumenta su apetito, y si a ello unimos la toma de  corticoides de su tratamiento, el aumento de peso está asegurado.

Una dieta equilibrada será aquella que contenga carnes, pescados, huevos, legumbres, cereales, aceites y grasas.

Preferiblemente compuestos por alimentos frescos y naturales, acompañados de abundante agua para facilitar la función renal.

HÁBITOS DIETÉTICOS
•GRASAS
El consumo abusivo de grasas animales favorece la obesidad, aumenta el colesterol y los triglicéridos, lo cual lleva a un difícil control de la hipertensión arterial. Tiene consecuencias fatales para el funcionamiento del corazón y la circulación.
•LA SAL y LOS AZÚCARES
Deben reducirse ya que la ingesta del tratamiento de inmunosupresores y corticoides favorece la diabetes y la hipertensión.
•CAFEÍNA
Las bebidas que contienen cafeína como el café, el té, los refrescos de cola, hay que tomarlas con precaución, ya que su excesivo consumo puede acarrear irritabilidad, taquicardia, ansiedad, insomnio, etc.

ALIMENTOS RESTRINGIDOS
 
 
•DROGAS
Provocan dependencia física y mental, las más consumidas son el alcohol, el tabaco, el hachís y las anfetaminas. Si la dependencia es alta crea un síndrome de abstinencia con trastornos del carácter, merma en las facultades mentales, irritabilidad, etc. Algunos fármacos recetados, como los somníferos para dormir, los relajantes musculares, etc… mal utilizados provocan dependencia y trastornos orgánicos.
•ALCOHOL
Es un producto de la fermentación de almidones y azúcares, produce solamente calorías “vacías”, ya que no contienen nutrientes como vitaminas y minerales. Su ingesta excesiva y prolongada provoca dependencia, favorece la obesidad, aumenta el colesterol y la hipertensión arterial, deprime el sistema nervioso y de las  funciones cerebrales, provoca la aparición de úlceras, aumenta el nivel de colesterol, etc. El alcohol se metaboliza en el hígado,
¡No lo consumas!
•POMELO
El pomelo y su zumo está contraindicado para las personas que toman tratamiento inmunosupresor, porque aumenta los niveles de ciclosporina en sangre, evitando su degradación.

ALIMENTOS PROHIBIDOS
Recuerda que los contenidos de esta web ni pueden ni pretenden reemplazar el criterio de tu médico que es el único profesional que puede realizarte cualquier tipo de indicación, información  o tratamiento.
s8
Asociación Andaluza de Trasplantados Hepáticos
"Ciudad de la Giralda"
HAZTE DONANTE,
REGALA VIDA
s7
logotipo
 
 
 
Calendario
 
Sugerencias
 
Nutrición
AATH
Asociación Andaluza de Trasplantados Hepaticos
Hospital Virgen del Rocío "Ciudad de la Giralda"

Declarada de Utilidad Pública
Todos los derechos reservados ©.
Versión: 1.2 18/07/2016

Wis
Validaciones y Certificaciones Web
Html5